Saltar al contenido

CRÓNICA 2008 DE LA COMPARSA DE MOROS NUEVOS DE VILLENA

Lo importante no es lo que se come, sino cómo se come”

Epícteto

La gastronomía, como tantísimas cosas más, es un aspecto de nuestras queridas fiestas de Moros y Cristianos. No podemos imaginar ser Moros Nuevos, es decir, festeros, sin acudir a los Almuerzos, los Aperitivos, las Comidas, La Entradica, la Cena del Día 4, la Jornada Rito-Gastronómica de la Matanza del Cerdo, la recién estrenada Cena de la Hamburguesa, el Fin de Fiestas del Día 9… disfrutar de buenas viandas entre amigos es uno de los placeres de la vida. Es por ello que este año nuestro Programa Interno, el querido “Huevón”, fue dedicado a esto del comer y de las recetas. Y si me lo permitís, y para que esta Crónica no quede “talada” (como diría un cocinero de Ajo), va a ir también en este sentido encaminada.

La magnífica 2ª Gala de Bailes de Salón que se realizó a beneficio de AFEPVI, el 14 de junio, podemos decir que fue el comienzo de las noches de Cábila que, un año más, no han dejado indiferente a nadie. Fiestas que son siempre un éxito de afluencia y un referente de las veladas de verano en nuestra ciudad. Salteadas con ellas se fueron sucediendo las Presentaciones de las distintas Comparsas y comprobamos que julio y agosto se pasan en un abrir y cerrar de ojos. Inmersos nos vimos en la Junta del Día 15, con todo lo que ello significa, y en las Presentaciones de nuestras Madrinas.

PRIMER APERITIVO: PRESENTACIÓN MADRINA INFANTIL

Nadie puede ser sensato con el estómago vacío”

Mary Ann Evans (George Elliot)

La tarde del 24 de agosto no fue una tarde más. Y sino que se lo pregunten a Ana Belén, Juan y Adrián, nuestros Cargos Infantiles de este año. Ellos pueden narrar que este día fueron investidos máximos representantes de nuestros socios más pequeños en una tarde soleada de verano que se prestó para ello.

El acto comenzó con José Antonio Azorín realizando unas acrobacias en telas que nos dejaron boquiabiertos y que se premiaron con interrupciones convertidas en aplausos. Tras él, Álvaro, Carlos e Isabel, Capitán, Alférez y Madrina Infantil del pasado año subieron a un escenario minimalista y dulce con tonos rojos en degradación para despedirse de sus cargos.

La protagonista de la tarde fue la música de High School Musical convertida en baile por jovencísimas bailarinas y también coreógrafas, junto con los zancos saltadores de José Antonio. Un gigante que acompañó a Ana Belén a un escenario en el que le esperaban sus cargos para que éste estallara de emoción y confeti.

Las pausadas y nerviosas palabras de la Madrina y otra brillante actuación de las chicas fueron el contrapunto perfecto a un acto que fue magníficamente conducido por Rodrigo y Laura, dos jovencísimos socios de la Comparsa que supieron darle un distinguido toque a la Presentación. En su guión ya decían que éste era un acto importante y que sólo ellos, los socios infantiles, lo saben apreciar y saborear -al igual que las fiestas en general-.

El fin de fiesta transcurrió entre refrescos, “chucherías”, una merendola, juegos y amigos que sólo se repetirá el año que viene.

SEGUNDO APERITIVO: PRESENTACIÓN MADRINA MAYOR

El descubrimiento de un nuevo plato hace más por la felicidad humana que el descubrimiento de una nueva estrella”

James Boswell

Los Moros Nuevos y en nuestra Sala de Fiestas, “La Cábila”, nos vestimos de gala el 30 de agosto para presentar a los cargos mayores 2008. Una noche de verano se convirtió, un año más, en puro espectáculo que deleitó a los asistentes y en la que Mari Celi, Juan y Enrique fueron los protagonistas.

Todo comenzó cuando un genio deseoso de encontrar a la que fue una niña y a la que le dedicó una canción, que había olvidado, se encontró con un mago, que precisaba de reencontrarse con su magia, en un moruno escenario muy sencillo y elegante por el que se despidió Gala, Madrina Mayor 2007, junto con Rubén y Gaspar, sus cargos. Y lo hizo como es ella, encantadora y alegre. Su adiós junto con unas sinceras y sentidas palabras del Presidente, José Hernández, y la entrega a su homónimo de los Moros Nous de Biar de un detalle por su inminente 150 Aniversario dieron paso a la sorpresa. A la música de unas notas convertidas en pizpiretas bailarinas; en luz, la de brillantes antorchas y en espectáculo al hacer su aparición física el enorme genio, de descomunales medidas que apenas cabía en el recinto. La ilusión de una mujer por ser la Madrina de su Comparsa. La ilusión de Mari Celi que, guapísima y entre fuegos y miles de serpentinas amarillas que convirtieron el cielo de La Cábila en una gigantesca nube dorada, pudo, por fin, saludar a sus moros y moras. El destino quiso que el 30 de agosto fuese noche de Presentación y de Cumpleaños, el de aquella niña a la que el genio compuso aquella canción y que pudo recuperar para que todos le pudiésemos cantar eso del Cumpleaños Feliz. La tarta, que no podía faltar, la hicieron posible los Cargos Infantiles.

Imágenes entrañables y palabras brotadas del corazón de la Madrina pusieron el broche de oro a un acto espléndido y muy bien coordinado que desmadejó muchísimas horas de dedicación, trabajo y esfuerzo. Un acto de una categoría altísima que fue el principio de otra flamante noche de Cábila en la que los socios y socias, y nuestros amigos, pudimos disfrutar de los prolegómenos de nuestras fiestas entre una copa y los exquisitos bocados de unos montaditos que sabían a gloria.

LOS ENTRANTES

No existe plato desdeñado en la cocina cuando se realiza de una manera auténtica”

Cervantes

El último día de agosto fue muy intenso: por la mañana el Pasacalles y por la tarde la Romería de Ntra. Señora de las Virtudes de su Santuario a Villena. Actos que enlazamos, ya en septiembre, con el Día 3 y la VI Entradica que los Moros Nuevos realizamos, como siempre, en La Casa. Contrasta esta, desenfadada y campechana, con la Cena del Día 4. El paseo por las calles de Villena y alimentos menos elaborados pertenecen al primero de los días, mientras que el obsequio, este año un imán para el frigorífico con la figura de nuestros moricos, una gran cena -este año resultó estupenda-, y un Quinteto de Cuerda sólo nos podía sorprender una vez, el Día 4, en vísperas del ansiado Día 5.

EL PLATO FUERTE

Todo hombre debe comer, beber y disfrutar del fruto de su trabajo: es el don de Dios”

Eclesiastés Varios e importantes aspectos cabe destacar durante los días grandes de nuestras fiestas, las pregonadas de una manera emotiva y cercana por el Moro Nuevo Ginés Pardo, quién desde el balcón del Ayuntamiento nos hizo vibrar de una manera excepcional. Su Pregón dio paso a una Fiesta del Pasodoble en la que “La Comisión”, pieza del abuelo de Mari Celi, el Maestro D. Manuel Carrascosa, sonó magistralmente gracias a la Agrupación Musical Los Rosales de Bolbaite, la Banda Oficial, junto con el garbo de los nuestros. El primero de los aspectos que mencionaba es la extraordinaria Entrada que resultó al paso de los pantalones amarillos. El boato del principio, la percusión que le siguió, nuestras impactantes Escuadras Especiales: Rassies, Jenízaros y Massais –las tres distintas, impactantes y auténticas-, nuestros compactos bloques masculinos, la sobriedad “Mora Nueva” y los cabos, mucho tuvieron que ver.

Los más pequeños en el Desfile de la Esperanza rebasaron las expectativas. Orgullosos, pero a rabiar, nos sentimos de nuestros chiquitines. Además, hay que sumar a ello un magnífico baile preparado con mucho esmero y unas impecables carrozas con niños a rebosar. El sol de la mañana imagino que deslumbró al pertinente Jurado a la hora de puntuar.

Con luz la Cabalgata es espectacular pero sin ella, demostrado está, también. Y esto gracias al saber estar y a un gran “festerismo”. A oscuras “apretamos los dientes” y dijimos “pa´lante”. La actitud del público y los músicos, todo sea dicho, nos lo pusieron muy fácil. Las bombillas estuvieron apagadas durante un buen trecho, un hecho sin precedentes en la historia de las fiestas, pero la luminosidad de nuestros trajes y nuestra alegría, todo hay que decirlo, también sentó precedentes.

Las Dianas resultaron ágiles y nuestros bloques, a decir verdad, un poco exiguos. La Procesión tan solemne y con el mismo empaque de siempre. La generosa Ofrenda: 1200 € al asilo y una cantidad igual para sufragar los gastos de iluminación del Salón Regio del Santuario (Por algo este acto lo institucionalizamos nosotros) cumplió las expectativas y la Retreta, en la que Escorpiones –disfrazados de Orejones para no tocar a nadie los…, como el año anterior con el tema de La Mahoma- , Ayyubies- La Palmerá –con casi 300 espantajos festeros del 9 al 4 ¡preparados para la fiesta! (haciendo alusión al gran trabajo de los escasos Directivos de las comparsas)- y unas jóvenes bailarinas “High School Musical” representaron el espíritu de este acto. Llegamos al Día 9, por la mañana Despedimos a La Morenica, tuvimos la Cita Al-Kibla y El Almuerzo y por la tarde José Blas, Felipe, Marta, Roberto, Antonio y Laura hicieron su primer desfile como cargos 2009 en la Entrada de Nuevos Cargos. A los seis ¡Felicidades!. La Plaza de Santiago se queda justa para La Rueda y no sólo por cuestión física sino también de sentimientos. Y es que eso de “Moro, ay Moro, Moro, mi Moro Nuevo…” es mucho.

LA GUARNICIÓN

Debemos buscar alguien con quien comer y beber antes de buscar algo que comer y beber, pues comer solo es llevar la vida de un león o de un lobo”

Epicuro

Destacables son siempre nuestros actos internos como son la Misa en el Cementerio que celebramos en la mañana del Día 6, cerca de setenta años y siempre con la misma emotividad y la Merienda en el Asilo que es más que centenaria y en la que tan bien somos recibidos. La Cena de la Hamburguesa del Día 5, nueva este año, gustó mucho y se desarrolló fluida y del agrado de todos los que hasta allí nos dimos cita. Al igual que el Fin de Fiestas del 9, ejemplar. Este año, de nuevo, con los sitios reservados para todos y con una novedad: la Despedida de los Cargos del 2008. Los cuales quisieron, con las palabras de las Madrinas, decir adiós así a un año tan especial.

EL POSTRE

El hombre que come mucho debe ser bueno, pues para comer mucho se necesita una buena digestión, y la buena digestión depende de una conciencia tranquila”

Disraeli

El Día de la Recuperación, La Comida, transcurrió el pasado 28 de septiembre con un buen ambiente y con numeroso público a pesar de que el tiempo no fue todo lo bueno que nos hubiese gustado. Dimos cuenta del Almuerzo a pesar del “frescorcico” y también de la paella. A la que, este año, los de “Galbis” tuvieron la precaución de ponerle un toldo por si acaso. La lluvia apareció pero, por suerte, a las cuatro y poco, ya en la sobremesa poniendo así la guinda a las fiestas 2008.

La Junta Directiva presidida por José Hernández Sánchez ha dado los últimos coletazos a las primeras fiestas al frente de la Comparsa. La gestión, se ha de resaltar, se ha saldado de manera ejemplar. La ilusión, el trabajo y las ganas de hacerlo bien han quedado claras. Pero aunque parezca que la labor se ha terminado el calendario festero nos impone mantener el ritmo, ya lo dije el presidente desde el balcón de la Casa del festero el pasado Día 9: las fiestas son también del 9 al 4 y lo mejor que podemos hacer es acudir a todo.

Amado-Juan Martínez Tomás

Cronista

Share

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies